Oct 24
Efecto nocebo

El Efecto Nocebo

En mi anterior blog hablaba del efecto placebo, y para recordarlo decíamos que este consiste en aquel efecto positivo y beneficioso producido por un placebo (elemento que por sí mismo no tiene efecto alguno de curación para la enfermedad que se trata). Es decir, se está dando una sustancia o tratamiento que no posee cualidad alguna para producir una mejoría en la sintomatología, pero por el solo hecho de recibir un tratamiento provoca la CREENCIA de que se va a mejorar, hecho que por sí mismo ya produce una mejoría en la salud de la persona.

Ahora bien, también existe el EFECTO NOCEBO, también conocido como la contraparte del efecto placebo.

Pero, ¿en qué consiste el efecto nocebo?, pues en este efecto el paciente sufre un empeoramiento o un efecto secundario debido a la aplicación de un tratamiento o un placebo, siendo este inexplicable por el mecanismo de acción del medicamento.

Debemos decir que este efecto es menor al efecto placebo del que hemos dado alguna nota en blogs anteriores, pero lo interesante es dar justificación al mismo, dado que una de ellas es por ejemplo los efectos secundarios de un medicamento, es decir se espera que el síntoma secundario se vaya a producir, por lo que entendemos que se activan los mecanismos de expectativa y condicionamiento.

Los estudios sobre el efecto placebo provienen de la década de 1940, donde el psicólogo de la Universidad de Hardward, Walter Bradford Cannon, estudio la respuesta nocebo, un fenómeno al que llamo “muerte por vudú”. Cannon examinó una serie de informes anecdóticos de personas que creían firmemente, debido a su cultura, en el poder de brujos o sacerdotes vudú, y que de pronto enfermaban y morían (pese a no tener lesiones, ni haber tomado veneno alguno), después de haber sido objeto de un maleficio o una maldición. Este fue el trabajo preliminar para el estudio de las respuestas fisiológicas de las emociones, pero fue el estudio de estas creencias y vivencias el punto inicial para el desarrollo del efecto nocebo, que en 1960 ya pasó a estudiarse científicamente y denominarse NOCEBO.

Acerca del autor

Nací en Terrassa en 1975, abogado en ejercicio profesional desde hace 20 años, especialista en procesos penales, delincuencia juvenil y derecho de propiedad intelectual e industrial. Asimismo, ha realizado y colaborado en procesos matrimoniales y de negociación colectiva en el ámbito empresarial, ejecutando dicha formación en los ámbitos de mediación. Experto en marcas. Autor del libro “La Nueva Ley de Marcas. Un enfoque empresarial”. Formado en crecimiento Personal y Desarrollo por BorjaVilasecaInstitut, y LicensedPracticioner of Neuro-linguisiticProgramming (PNL) a través de TalentInstitut.

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *